“La genética es importante, pero si se cuidan los factores de riesgo cardiovascular, baja la mortalidad”

Ir a la fuente

A los pies del imponente castillo medieval del municipio barcelonés de Cardona, el cardiólogo Valentín Fuster (Barcelona, 1943) ha estrenado el auditorio que lleva su nombre con el curso magistral sobre enfermedades cardiovasculares que organiza la Universidad Internacional Menéndez Pelayo. El especialista, director general del Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares Carlos III (CNIC) y director del Instituto Cardiovascular del hospital Mount Sinai de Nueva York, ha abogado por dar una vuelta de tuerca al abordaje de las enfermedades cardiovasculares, principal causa de muerte en los países desarrollados.

Seguir leyendo.

julio 30th, 2017 by