El PP asegura que no se apoyará en los concejales tránsfugas de Ciudadanos para gobernar en Santander

Pleno-Ayuntamiento-Santander-RUBEN-VIVAR_EDIIMA20170717_0319_20

Ir a la fuente

El PP de Santander no se apoyará en los dos concejales tránsfugas de Ciudadanos, David González y Cora Vielva, para continuar gobernando en la capital cántabra, donde no cuenta con mayoría, y “solo” negociará con los grupos municipales. Así lo ha asegurado este lunes la alcaldesa, Gema Igual, durante la celebración de un Pleno extraordinario en el que se ha aprobado la nueva composición de las comisiones informativas, que por primera vez en la historia de la ciudad contarán con voto ponderado.

La estrepitosa salida de la formación naranja de los dos ediles, enfrentados con la nueva dirección autonómica del partido que encabeza Félix Álvarez, ‘Felisuco’, ha obligado a la Corporación municipal a modificar la composición de las comisiones, un cambio que no ha estado exento de polémica, y que ha abierto una incógnita sobre la gobernabilidad en Santander. Hasta ahora, el PP se ha servido de los exconcejales de Ciudadanos para salvar su minoría y ha logrado gobernar sin mayores dificultades pese al batacazo electoral de 2015. 

Sin embargo, los graves problemas internos en el partido de Albert Rivera, que también han conllevado la salida del diputado Juan Ramón Carrancio, dejan a los populares sin su más firme y único apoyo. Tanto el nuevo líder de Ciudadanos, como el resto de partidos de la oposición, habían reclamado a la regidora municipal que no continuara apoyándose en los concejales tránsfugas, una petición que en un primer momento parecía caer en saco roto y que ahora parece que se hará efectiva.

“No vamos a negociar ni a sentarnos con concejales no adscritos”, ha afirmado tajante Igual ante la insistencia de la oposición por conocer los planes del equipo de Gobierno. “¿Que qué vamos a hacer? Pues gobernar con 13 concejales y con un programa electoral que estamos llevando a cabo”, ha respondido la alcaldesa, que ha destacado la “unidad” de su partido en Santander -cosa que no sucede a nivel autonómico-.

Esta idea ya la había adelantado minutos antes el primer teniente de alcalde y concejal de Obras, César Díaz, quien durante el debate ha mantenido un duro cruce de reproches con el otro concejal no adscrito de la Corporación, Antonio Mantecón, quien a comienzos de la legislatura fue expulsado de Ganemos por, según su versión, negarse a desviar fondos del grupo municipal al propietario de la marca, el catalán Julià de Fabián. 

Y es que el Pleno extraordinario celebrado este lunes se produce tan solo cinco días después de otra sesión extraordinaria en la que se aprobó, con los votos del PP y de los dos exconcejales de Ciudadanos, una nueva organización municipal que excluía a uno de los tres ediles no adscritos. Dicho acuerdo, propuesto por el equipo de Gobierno en base a un informe del secretario municipal, instaba a los tres concejales que no tienen grupo político a acordar en el plazo de tres días el reparto de las comisiones, lo que dejaba en desventaja a Mantecón frente a los antiguos ediles de la formación naranja.

Aquella medida vulneraba la doctrina del Tribunal Constitucional, que garantiza el derecho de los concejales no adscritos a acudir a las comisiones, según denunció Mantecón, que consideró la propuesta como una “nueva cacicada del equipo de Gobierno y de sus aliados” y que amenazó con impugnar el acuerdo por ser una “prevaricación de libro”.

En el turno de réplica, Díaz ha acusado a este edil de decir “auténticas barbaridades” y le ha reprochado que atacara al secretario del Ayuntamiento por un supuesto caso de “prevaricación”, a lo que Mantecón, que ya había gastado sus dos turnos de palabra, ha respondido que “el delito sería cometido en tal caso por ustedes” -en alusión al equipo de Gobierno-.

“El problema es que mienten más que hablan. No se saben el Reglamento”, ha denunciado el portavoz de Santander Sí Puede mientras la alcaldesa le llamaba insistentemente al orden y el primer teniente de alcalde le reprendía por no respetar “nada” y cuestionaba su condición de no adscrito. “¡Solo se representa a sí mismo!”, ha exclamado Díaz en varias ocasiones.  

“Rectificar es de sabios”

Así, el equipo de Gobierno y los dos exconcejales de Ciudadanos han tenido que escuchar durante el Pleno un chorreo de críticas por tener que rectificar “conscientes” del “tremendo error” que habían cometido y de la situación de “bloqueo” a la que abocaban al Consistorio.

El exportavoz de C’s, que no intervino en la anterior sesión plenaria, ha justificado su apoyo subrayando que la propuesta estaba avalada por el informe del secretario y ha pedido a su homólogo del PSOE, Pedro Casares, que pida o “disculpas” o la dimisión de la alcaldesa de Piélagos, Verónica Samperio (PSOE), que también gobierna en minoría y que ha contado puntualmente con el respaldo de otros concejales no adscritos. 

“Rectificar es de sabios”, ha espetado por su parte el concejal de IU, Miguel Saro, quien se ha preguntado qué buscaban los dos exconcejales de C’s para aprobar una medida que “limita sus derechos fundamentales”. “Me gustaría saber qué sacan de todo esto”, ha esgrimido Saro alimentando las suspicacias sobre un pacto oculto entre los populares y González y Vielva.

En esta misma línea, el líder del PRC, José María Fuentes Pila, ha lamentado la “deriva” del Pleno y ha mostrado su deseo de que “el tiempo ponga a cada uno en su sitio en el horizonte de 2019”, año en que habrá nuevas elecciones municipales y autonómicas. 

Por su parte, Pedro Casares ha señalado que el nuevo Pleno extraordinario es consecuencia de la forma de trabajar “prepotente” del PP y ha subrayado que “si hubieran tratado de buscar un acuerdo, no tendrían que rectificar lo bochornoso del anterior Pleno”. “En cualquier caso, bienvenida la rectificación”, ha terminado el portavoz del PSOE, que ha sido muy crítico con los exediles de C’s, a quienes ha reprochado que “manchen” el nombre del Ayuntamiento no entregando su acta.

Mantecón, siguiendo la descripción que le aplicó a él el exalcalde y ahora ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, ha considerado a González y Vielva como “súpertránsfugas” y ha denunciado la “prepotencia, soberbia e incapacidad de diálogo” de los populares. Desde el equipo de Gobierno, Díaz ha reconocido que la nueva propuesta busca evitar una “posible” sentencia en contra “con no se sabe qué consecuencias” y pretende traer la “máxima normalidad” a la Corporación. 

“Patada al Pacto Antitransfuguismo”

Tras el acuerdo de este lunes, las comisiones continuarán compuestas por 15 miembros: 6 concejales del grupo popular (anteriormente eran 7), 2 concejales del grupo socialista, 2 concejales del grupo regionalista, 1 concejal del grupo Ganemos, 1 concejal del grupo Mixto y 3 concejales no adscritos (en lugar de 2).

Se establece también un voto ponderado, de tal manera que cada voto de un concejal no adscrito tendrá un valor de 1, lo mismo que el del grupo mixto (compuesto por un concejal de Izquierda Unida) y el de Ganemos (compuesto por un concejal). Por su parte, cada uno de los votos de los concejales del PRC tendrá un valor de 2, cada uno de los del PSOE un valor de 5/2 (2,5) y cada uno de los del PP un valor de 13/6 (2,17).

La propuesta ha salido adelante con el voto a favor de todos a excepción de la representante de Ganemos, Tatiana Yánez-Barnuevo, que ha sido la única que no ha intervenido en la sesión y que, además, ha votado en contra. Según ha explicado al término del Pleno a los medios, ha declinado hacer uso de la palabra al considerar que no hacía falta, toda vez -ha dicho- que en su formación es la “única” que ha sido “coherente” y que ha mantenido “la misma postura” ante concejales no adscritos, mientras otros “mienten y cambian de criterio”.

En su opinión, el nuevo Pleno viene a “parchear” otro anterior, que fue “vergonzoso”, en el que se dio una “patada” al Pacto Antitransfuguismo, que es “la antesala de la corrupción”. Además, a su juicio, el Ayuntamiento se ha convertido en la “barra de un bar”, donde el apoyo de los adscritos -o tránsfugas- se usa en función de “si caen bien o mal”, ha dicho. Y sobre una posible alianza con el equipo de Gobierno ha apuntado que “siempre estamos dispuestos a dialogar” pero “si siguen con las mismas políticas desde luego que no llegaremos a acuerdos”.

agosto 12th, 2017 by